Edesur y Edenor pidieron al ENRE aumentos del 81% y el 157%

Las distribuidoras eléctricas anunciaron sus pretensiones ante al Ente Nacional Regulador de la Electricidad de cara a la audiencia pública de la semana próxima

WhatsApp

El Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) anunció este martes que las distribuidoras Edesur y Edenor solicitaron aumentos del 81% y el 157% en sus propuestas de Transición Tarifaria y también plantearon una reducción en los indicadores de calidad del servicio.

Las distribuidoras llevarán a la audiencia pública, que se llevará a cabo el 30 de marzo para definir un Régimen Tarifario de Transición, «pedidos de incrementos de hasta el 81% y 157%, respectivamente», expresó el ENRE tras el análisis de los documentos presentados por las concesionarias del servicio y que se encuentran disponibles en la web del ente.

A través de esos documentos, «las distribuidoras solicitaron una reducción en los indicadores de calidad del servicio» y a la vez «se desprende una propuesta de aumento de los ingresos de las concesionarias y una importante reducción en la inversión, dando como resultado el detrimento en la calidad del servicio». La empresa «Edesur reclamó un total de $ 22.160 millones en concepto de ingresos no percibidos por el congelamiento tarifario» y además, propuso «un aumento del 253% en el Valor Agregado de Distribución (VAD) – margen de ingresos de la empresa descontando la compra de energía-, con respecto al 2020, siendo para el 2021 un total de $ 54.000 millones», explicó el ENRE.

Por su parte, Edenor «reclamó un total de $38.477 millones por ingresos no percibidos. La propuesta de aumento sobre el VAD  comprende el 109% respecto del 2020, alcanzando un total de $61.000 millones para el 2021», remarcó también el ENRE. Asimismo, la distribuidora «propone un cambio en la estructura tarifaria, con el objetivo de dotar de mayor previsibilidad sus ingresos, una reducción en los escalones para las Personas Usuarias Residenciales».

En caso de que esta propuesta se aplicara, se explicó en el órgano de control, «se daría un incremento del 157% en las facturas de casi 800.000 personas. A pesar de solicitar aumentos, ambas distribuidoras, exigieron disminuir los indicadores de calidad, proponiendo para los semestres del 2021 los establecidos para los semestres del 2019 y para el 2022 los fijados para el 2020».

Comentarios