Insólito: el kirchnerismo nunca le pagó al escultor del monumento a Juana Azurduy

Para solventar el bronce que se necesitaba, un funcionario a cargo de la obra le sugirió al escultor que cediera sus honorarios. La escultura mide 9 metros y está sobre un pedestal frente al CCK

WhatsApp

En 2012, comenzó el proceso de construcción del monumento a Juana Azurduy, dedicado a reivindicar la memoria y la figura de esta mujer, protagonista de las luchas independentistas del siglo XIX.

Recién esta semana su creador, Andrés Zerneri, dio por terminada la escultura. Durante todo febrero el artista plástico trabajó en la patina definitiva, la que le otorgará el color ligeramente verde que tienen tantos otros monumentos de bronce en el espacio público porteño.

Sin embargo, esta Juana pudo no haber existido. A lo largo de los años que demandó su elaboración sucedieron algunas cosas que hicieron peligrar la obra.

Tal como detalló Clarín, para solventar el bronce que se necesitaba, un funcionario a cargo de la obra le sugirió a Zerneri que cediera sus honorarios.

“Lo hice porque mi objetivo final era ver a Juana en pie. Siento hoy que la misión que me encomendó el gobierno de Evo Morales fue cumplida. Pero lamento mucho todo lo que sucedió, más allá de la impotencia que me genera, como a cualquier trabajador, no haber cobrado por la tarea que hice”, se lamentó el artista plástico.

La escultura mide 9 metros, y está sobre un pedestal de 3, que se realizará imitando la terminación del CCK, con un zócalo de granito oscuro.

Pese a su mala experiencia, Zerneri aceptó un nuevo contrato con el Estado -con el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte porteño- para realizar la pátina y dar por concluido su trabajo con Juana.

Comentarios