“Jamás me pondría la Sputnik V, es un negocio de Cristina Kirchner y los rusos”

La líder de la Coalición Cívica afirmó que estaría dispuesta a pelear por la Provincia de Buenos Aires si cuenta con el apoyo necesario

WhatsApp

La líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, ratificó este jueves su intención de volver a la política en 2023 como candidata a gobernadora de la provincia de Buenos Aires. “Si dan los números, puedo dar batalla”, aseguró la exdiputada, que no descartó pelear por una banca en la Cámara Baja en las legislativas de octubre.

Consultada acerca del lugar que podría ocupar en la política con miras a las próximas elecciones en la Argentina, Carrió sostuvo: “Yo no me imagino en ninguno. Lo que decidí frente a esta ausencia de Gobierno y la pandemia es que no me iba a poder quedar en casa sin hacer nada mientras muchas cosas sucedían en el país”.

Y agregó: “Si dan los números, yo puedo dar la batalla en la provincia de Buenos Aires para que lleguen muchos. Si no mido, no mido, y si sirvo, sirvo. Pero si alguna vez me dicen ‘goberná la provincia de Buenos Aires para terminar de combatir todas las mafias’ y tengo apoyo, sí, lo haría, aunque sea lo último que haga en mi vida”.

“El gobierno nacional no ha tenido la más mínima seriedad con el tema de la vacuna. Jamás me pondría la vacuna porque no hay información clara. Es un negocio de Cristina Kirchner y los rusos”, opinó la dirigente.

“Hemos hecho una denuncia penal contra la Anmat y contra (el ministro de Salud) Ginés González García. Se está jugando con la salud de muchos argentinos. Es una imposición de Cristina al gobierno de Alberto Fernández. Ella impuso la vacuna rusa no hay que olvidarse. Estamos en una alianza geopolítica muy peligrosa”, cerró.

En otro tramo de la entrevista, Carrió se refirió a la posibilidad de plantear un armado político opositor que integre a sectores “desencantados” dentro del peronismo: “Me parece que esa es la opinión compartida de todos, pero lo que quiero es que sean decentes, porque si para ampliar vas a meter a todos los corruptos de la provincia de Buenos Aires o del resto del país para hacer contrapeso, esto carece de lógica”.

En ese sentido, la exdiputada aludió a la propia formación de la Coalición Cívica ARI para respaldar a la idea impulsada por Pichetto. “Cuando el espacio nació, la mitad venía de origen peronista, la otra eran radicales y el resto independientes. El tema es la decencia, y ahí puede haber traiciones y una jugada que yo puedo estar advirtiendo, en la que el sector de (Sergio) Massa y de Máximo (Kirchner) estén jugando a poner gente en las dos listas”.

Comentarios