Política

Los motivos detrás de la bronca de Pagni con el fútbol

0
«¿Lo escuchaste a Pagni?», suele ser una de las frases que más se escucha los martes por la mañana entre los empresarios y políticos argentinos. Si bien la política y los negocios salpicados por ésta suelen ser las dos principales materias primas del periodista de La Nación, desde hace algunos años Pagni puso el ojo también en todo lo que rodea al mundo el fútbol. Sin embargo, su incursión no fue bien recibida: en el mundo del fútbol sienten una suerte de hostigamiento, aunque aclaran por lo bajo: «Con nosotros las apretadas no tienen efecto».
Claudio «Chiqui» Tapia, Pablo Toviggino, Daniel Angelici y Hugo Moyano fueron algunos de los apuntados y no solo por sus relaciones con la política, lo que parecería ser el agua en la que más cómodo se mueve el analista.
La razón detrás de esta incursión en el mundo del fútbol por parte del columnista de La Nación se explica en que Pagni está convencido que el mundo del fútbol, en especial Moyano y la AFA, fueron quienes filtraron su nombre como circundante en la causa de abusos de menores en Independiente.
Recordemos que, en 2018, la fallecida modelo Natacha Jaitt acusó de pedofilia, trata, corrupción de menores, abusos sexuales y encubrimiento a periodistas, políticos, religiosos, actores, conductores y productores de televisión. Fue en el programa de Mirtha Legrand. Ahí fue involucrado, aunque sin nombrarlo, el periodista.
Pagni, al día siguiente, lanzó una furibunda editorial contra la ex modelo a la que acusó ser una espía encubierta, pero no se refirió a la acusación. Según explicaron en aquel entonces desde el entorno de Jaitt, la modelo se asustó ante la posibilidad de ser denunciada por un delito de esa gravedad y luego aclaró que en realidad se refería al supuesto periodista “Carlos Perez y no Carlos Pagni”, aunque se negó a aclarar a quién se refería. Todos entendieron que prefirió no apuntar contra Pagni y sus relaciones por miedo.
El 12 de marzo de 2018 la sociedad argentina asistía azorada a una noticia impactante: una serie de abusos sexuales que se estaba cometiendo en el mundo de las Inferiores de los clubes de fútbol, con núcleo en varios jugadores de Independiente. Ese aberrante delito salió a la luz porque uno de los chicos, de apenas 14 años, se quebró ante el jefe del departamento de psicólogos del club, Ariel Ruiz, y le contó lo que estaba sucediendo: que él y varios compañeros más de distintas divisiones habían tenido relaciones sexuales con mayores a cambio de pagos de dinero en efectivo y artículos deportivos.
El club inmediatamente reaccionó llevando el caso a la Justicia y abriendo las puertas de la institución para que la fiscal Soledad Garibaldi fuera a fondo con la investigación. Y la funcionaria determinó tiempo después que eran al menos 15 los chicos afectados y seis los participantes del abuso sexual agravado, explotación sexual, promoción de la prostitución y corrupción de menores, con penas de hasta 15 años de prisión.
Pagni entendió que la mención de Jaitt salió de dos lugares. Por un lado, apunta a la política relacionada con los servicios de inteligencia.  Y, por otro lado, siempre vio la mano del fútbol y de los Moyano y AFA filtrando su nombre en esa causa aberrante.
Pagni cree que desde el fútbol apuntaron a involucrarlo y que sirvieron de informantes a sus enemigos del sector de inteligencia que luego los investigaron y explotaron esa información en el programa de Mirtha Legrand. Desde ahí que el columnista cada vez que puede ataca a la AFA y a otros sectores de poder en el fútbol intentando generar manchas. Inclusive muchas veces lo hace con información absolutamente errada. «Cualquier persona del fútbol se da cuenta que a Pagni le pasan letra y repite cualquier cosa. Es más, cae en errores que los puede descubrir cualquier personal del fútbol lo que muestra que inventa o repite mal la letra», dicen el el fútbol.

Las otras causas que tuvieron involucrados a Pagni

 

En 2012, la jueza federal de San Isidro, Sandra Arroyo Salgado, procesó al ex titular de la Secretaría de Inteligencia del Estado (Side) en el menemismo Juan Bautista Tata Yofre, a ex agentes de inteligencia y periodistas por el supuesto acceso ilegal a cuentas de correo electrónico de políticos, funcionarios y otras personalidades cuyo contenido se comercializaba y luego era difundido en lo que calificó como un «microemprendimiento criminal».

 

El procesamiento alcanzaba entonces, además de Yofre, a Pablo Carpintero, Héctor Alderete, Carlos Pagni, quien hasta 2007 trabajó en Ambito Financiero y luego en La Nación; Edgar Mainhard, del portal Urgente 24; Roberto García, quien en ese momento se desempeñaba en el diario Ambito Financiero; Néstor Ick y Daniel Reimundes.

 

Luego, ocho años después, en 2020, la Corte Suprema sobreseyó a todos los imputados porque consideró que la causa carecía de impulso porque al tratarse de un delito de acción privada los damnificados debieron haberse constituido como querellantes y no lo hicieron. Entre los damnificados estaban Cristina Fernández de Kirchner, Daniel Scioli (cuando era vicepresidente), Alberto Fernández (jefe de Gabinete), Nilda Garré (ministra de Defensa), Jorge Taiana (canciller), Héctor Timerman (cónsul en Nueva York), Felipe Solá (gobernador bonaerense y luego diputado) y numerosos funcionarios más.

 

Otro caso emblemático ocurrió en 2009, cuando el periodista fue filmado por una cámara oculta recibiendo una presunta coima a cambio de publicar información negativa contra la compañía YPF. En aquel entonces, la filmación fue exhibida públicamente en el programa ultra kirchnerista 678 lo que dejó entrever que se trataba de una operación del Gobierno contra el periodista. Pagni siempre responsabilizó de aquel hecho a los servicios de inteligencia.

 

Tras esa cámara oculta Pagni encontró un nuevo enemigo: la familia Eskenazi, por entonces accionistas de YPF. Desde ese momento mensualmente los “atiende” en sus columnas. Cualquier excusa es buena para golpear a la familia de Don Enrique. El fútbol parece ser el nuevo Eskenazi…