Vidal, dura con Cristina Kircher: «¿Qué es ser rudo: decirle nazi y fascista a la oposición?»

«Necesitamos una ley integral que declare la emergencia educativa y que haga varias cosas, entre ellas obligar a medir», sostubo la exgobernadora sobre la educación en el país

WhatsApp

La exgobernadora bonaerense María Eugenia Vidal defendió este lunes su candidatura a diputada por la Ciudad de Buenos Aires y le respondió a Cristina Kirchner, quien había criticado a la oposición al asegurar que «el marketing y el coaching se nota cada vez más» y que en su espacio son «rudos».

«Escuché a la Vicepresidenta hablar de que son rudos. ¿Qué es ser rudo? ¿Decirle imbécil a la oposición? ¿Decirle que es nazi, fascista? ¿O no abrir un bingo que estaba a punto de abrir al lado de La Salada en un barrio pobre?», planteó la precandidata en conversación con radio Mitre.

En este sentido, agregó: «¿Qué es ser rudo? ¿Sacar a patadas en el culo a los narcotraficantes de un barrio o insultarte por televisión? ¿Definamos rudo, tibio, lo que es dar una pelea de verdad?«.

Vidal se refirió así a las declaraciones de Cristina durante la presentación de los candidatos del Frente de Todos el sábado pasado, cuando apuntó a la oposición. «El marketing y el coaching, por favor, se nota cada vez más. Al principio era novedoso: carita, saltitos… Todo era novedoso. Acostumbrados a nosotros, que somos rudas y rudos, la novedad del saltito y la cosita era… Con saltitos y risita no vamos a ninguna parte», chicaneó.

Aunque no fue mencionada directamente, Vidal recogió el guante y tuvo una dura réplica: «Estamos viviendo una situación que para mí es la peor que recuerdo desde 2001, con mucha angustia, preocupación, mucho agobio por parte de la gente y ésta es una gran oportunidad para volver a construir futuro. Esto no es lo que hay, puede haber algo mejor».

Vidal se refirió también a su candidatura en la Ciudad, donde ya había sido ministra de Desarrollo Social y vicejefa de Gobierno de Mauricio Macri antes de ser gobernadora y explicó: «Orgullosa estoy de todas las peleas que di en mi vida y las que voy a seguir dando. Siempre estuve donde mi convicción me llevó y en general fue contra lo que los demás pensaban».

Consultada sobre los proyectos que tiene en carpeta para revertir la situación del país, la exgobernadora mencionó una reforma impositiva y las evaluaciones educativas: «Hay que bajar los impuestos a la producción. Hay muchas barreras para quien quiera dar hoy empleo en la Argentina. Tenemos que discutir una reforma impositiva que alivie a la inmensa mayoría de las empresas, que son Pymes y no multinacionales. Lo segundo: hay que aliviar a los sectores más castigados. No es lo mismo haber tenido una empresa de delivery que haber tenido un bar o un hotel en el último año y medio», analizó la precandidata de Juntos por el Cambio, acompañada por Martín Tetaz.

También habló de la educación y apuntó al ministro Nicolás Trotta: «Necesitamos una ley integral que declare la emergencia educativa y que haga varias cosas, entre ellas obligar a medir. No puede ser una decisión del ministro de Educacion si este año medimos, evaluamos, no medimos…».

Comentarios